Amor

¿Tienes una relación enfermiza y no sabes como terminarla?

Hemos escuchado la frase que dice “El amor es ciego”, muchas mujeres piensan que en esto incluye el maltrato, tanto físico como psicológico, y no es así esto no es una justificación, esto es una relación enfermiza.

Si tienes pareja y sientes que esto ocurre, el círculo de amor y odio comenzará a tomar un giro aterrador y tu relación se puede volver enfermiza, Consejos de Amigas te ha preparado en cuanto a este tema.

Consejo: Ve a conciertos  sola, esto puede ayudarte a ver de otra perspectiva.

Señales de una relación enfermiza…

  • Incomprensión…

En una relación enfermiza, es difícil que una persona permita a la otra hablar con sinceridad acerca de lo que siente.

Si estás inmersa en una relación con problemas, seguro sientes que tienes que ocultar una parte de ti misma para que tu pareja no se enoje; de igual forma, sientes que tu novio o esposo ya no te entiende y que no eres libre de decir lo que pasa por tu mente, tus conflictos, proyectos y deseos.

  • Peleas constantes

Cuando llevas mucho tiempo discutiendo por el mismo tema con tu pareja, quiere decir que ninguno de los dos tiene la capacidad de superar los errores, de perdonar sinceramente y de crecer para convertirse en mejores personas y ayudar a su relación.

Si estás pasando por esto, lo más probable es que te encuentres en una relación enfermiza. Los patrones que se repiten, indican que tienen sentimientos no resueltos del pasado y se crean dinámicas destructivas que les impedirán convivir en armonía.

  • Terminó la tolerancia…

Lo que antes te parecía gracioso, ahora te molesta o te hace sentir incómoda.

Si te sientes agotada con tu pareja, lo más probable es que estés inmersa en una relación enfermiza, de lo contrario, no estarías irritable todo el tiempo ni tendrías sensaciones negativas.

 

¿Cómo terminarlo?

 

Toda relación que te haga infeliz, que te haga llorar, que traiga humillaciones y desprecio es una relación enfermiza. Donde no puedes ser tú, donde tienes que ponerte una máscara para satisfacer al otro y evitar que tu pareja se moleste o amenace con marcharse y así hacer del miedo a la soledad el principal obstáculo que debas vencer.

Deja de pensar que tomando el papel de víctima vas a lograr algo distinto a generar lastima en tu ex, necesitas comenzar a controlar tus emociones para salir de una relación enfermiza.

El primer paso es dejar de pensar que con tu complicidad, sumisión o cualquier otro comportamiento, hará que el otro cambie, nadie cambia a menos que él decida cambiar.

Si ves que tu relación es un caos emocional, tienes que poner límites y si esos términos se cruzan, colocar ultimátum serios y que se respeten, si no es así, las decisiones deben venir sin vacilar.

Solo tus decisiones pueden hacer que cambie tu vida, solo tú eres responsable del dolor que vives, por eso el cambio debe venir desde tu interior, en tu situación no eres ninguna víctima, eres tan culpable como el que genera la acción, en tu caso por omisión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *